Contacto: speechless-blog@hotmail.es

Mostrando las entradas para la consulta matronatación ordenadas por relevancia. Ordenar por fecha Mostrar todas las entradas
Mostrando las entradas para la consulta matronatación ordenadas por relevancia. Ordenar por fecha Mostrar todas las entradas

4 de junio de 2015

Matronatación, ¡bebés al agua!

La mayoría de las mamás de hoy día sabe lo que es la matronatación, yo no hace mucho que la descubrí, había visto noticias de bebés en clases de natación y poco mas.

Pero la ventaja de estar en "paro voluntario" es que me he "activado" mas que nunca en otras cosas, cosas para las que antes no tenía tiempo.
Y una de ellas es la matronatación.
La matronatación es una natación específica para bebés y sus padres (o cualquier otro cuidador también vale), aunque la mayoría de parejas están formadas por bebé + mamá.
No se trata de enseñar al bebé a nadar, la enseñanza en este tipo de "natación" es secundaria, lo principal es la conexión que se establece con el bebé.
Es muy enriquecedor para el niño, ya que le cambias totalmente el escenario de casa, calle, parque, etc.

Desarrolla agilidad, flexibilidad, equilibrio, confianza, se fortalecen y se relajan, tanto que la mayoría se quedan fritos en cuanto llegan a casa.
Pierden el miedo al agua pero aprenden a tenerle respeto (aunque los primeros años jamás les quitaremos el ojo cuando haya agua cerca, igualito que a los niños que no han ido a matronatación).
Empiezan a socializarse progresivamente en ambientes distintos y su sistema inmunológico se va fortaleciendo (sin ponerse malitos, sin darnos cuenta también se van inmunizando).


Os voy a contar cómo son nuestras clases de matronatación con detalle:

LUGAR
Buenísimas instalaciones, aparcamiento, tarjeta personal (con foto del peque incluida) para los accesos.
No se permite la entrada de carritos de bebé a los vestuarios para mayor comodidad.
Vestuarios con tronas, cambiadores, calefacción, secadores, taquillas y duchas, totalmente equipado para niños.
Piscina de poca profundidad 1m a 1,30m.

EDAD
Nuestro grupo es para bebés de 6 a 18 meses.

QUÉ HAY QUE LLEVAR
Para el bebé:
Toalla, bañador-pañal para evitar fugas y sus cosas de aseo para la ducha.
Para el acompañante:
Toalla, bañador, chanclas, gorro y cosas de aseo para después.

¿QUÉ CUESTA?
Desde 25€ al mes. 2 días a la semana, 1/2h por día. Junio me ha salido por 28€.

¿QUÉ SE HACE? 
Directos al agua. Hay que entrar con seguridad, porque si estás incómoda, intranquila o asustada eso es lo que sentirá el pequeño. Hay que concentrarse en el objetivo principal: es una nueva experiencia, una diversión para nuestro bebé y es para disfrutar.

El profesor explicó que no se debe coger al niño por la tripa, evitando ejercer presión en la misma.
Lo puedes colocar mirando hacia a ti o hacia delante. Agarrado del pecho.
Foto: Miriam Mascareñas , Telva
Boca arriba en horizontal, primero se agarra por la espalda en posición de seguridad (usando nuestro antebrazo y dejando ambas manos libres) y cuando el nene esté cómodo en la posición podemos probar a sostener con las manos únicamente su cabecita para que vaya practicando la flotabilidad.

- Un ejercicio es esta posición en patalear en el agua, suelen patalear ellos solos, sino le puedes mover las piernas tú.

- Un ejercicio, mirando hacia a ti, es el remojo: lo tomas en brazos y arriba y abajo, lo mojas como a un churro (sin hundirle la cabecita).

- 1,2 y 3. Lo sientas en el bordillo, lo tomas por las axilas y cuentas: 1,2 y....3!!!! y al agua, al principio tiras de él, después ya se van lanzando, sin soltarle (aún no).

- Bordillo: lo ponemos mirando el borde la piscina, le ponemos un juguetito y que se acerque, que se agarre, que reconozca el bordillo como lugar de apoyo y le soltamos un segundo a ver si se mantiene, que vea que es un lugar seguro, que si se agarra no se hunde. (No dejarle hundirse las primeras clases).

- Tobogán: el profesor lo baja por el tobogán y lo deja al final donde lo esperan los brazos de mamá con el 1,2 y... 3 y el bebé se tira a por tí. Los novatos no se deja que se hundan, el resto si durante 2 segundos.

- Inmersiones: de frente al bebé, le dices, mira, nos vamos a sumergir bajo agua, y te sumerges dejándole a él fuera, después sales y con mucho entusiasmo le dices: ¡bien! ¡qué divertido! (bueno, lo que se te ocurra) y acto seguido le soplas entre los ojitos de forma continua y cuando veas que cierra la boquita le hundes entero bajo agua y lo sacas y repites ¡qué bien!. Si llora es importante mostrarle que todo está bien con alegría y sonrisas, ¡bieeeennnn!. Si llora mucho pasa de este ejercicio directamente y otro día lo intentas. Si solo pone carita susto con tu entusiasmo se le pasará.
Mi niño no llora, se queda paradito y cuando me oye hacer fiesta entonces se ríe como pensando (parece que esta locura mola porque mami lo flipa, así que será bueno esto).

Hay montones de juegos y ejercicios, con flotadores, churrillos, pelotas, juguetes, canciones, etc.

Cada vez los ejercicios son mas avanzados y en grupos de mas tiempo se pueden ver bebés que se tiran desde el bordillo solos, se hunden y aprenden a salir a flote boca arriba a la espera de que mamá les coja.

Es una experiencia muy enriquecedora y estimulante, para el Pirata pero también para mí. Nos miramos a los ojos, nos reímos, yo cuento 1,2 y él me sigue: teeeeeesssssss!!!!! cara de susto, cara de entusiasmo, complicidad, de pronto eres el salvavidas una vez mas y es muy divertido.

Desde que llego al vestuario ya entro en Bebelandia, piernecitas regordetas por doquier, sonrisas desdentadas y dientecillos incipientes, cabecitas pelonas y no tan pelonas, minibañadores, minichanclitas, mini albornoces...

Es un ambiente precioso, llenísimo del amor mas puro, bebé/mamá, rodeada de renacuajill@s y de caos,  ¡para mí es el paraíso!. ¿Alguien se ha fijado en lo bonitos que son esos enanos? con la guerra que dan y lo poco que te importa.
Las madres visten o desvisten a sus retoños, felices, entusiasmadas las nuevas, relajadas las veteranas, mirando con orgullo a sus peques y entonces descubrí que yo soy una de ellas. Una madre embobada y feliz. Aunque pudorosa y buscando como vestirse con un monstruito dando chancletazos entre mujeres desnudas sin que se me vea una josky o el gato, jajaja. ¡Toda una aventura!.


¿Os animáis a remojaros?

14 de septiembre de 2016

Matronatación: nivel 2

La matronatación es la primera toma de contacto de los bebés y niños con la natación. No aprenden a nadar con 6 meses, pero sí muchas cosas que le ayudarán a hacerlo cuando tengan la edad, además de fortalecer su musculatura y capacidad pulmonar.
El año pasado empezamos, mucho mas tarde de lo que me hubiese gustado, podéis leer Aquí : matronatación, ¡bebés al agua! nuestra experiencia.

El precio es el mismo 25€/mes, dos días por semana, clases con monitor de 45minutos y sábados 1h por libre.
Los ejercicios son distintos, mucho mas avanzados, divertidos y se le da mayor libertad a los niños.

Quitar flotación, a distancia de 1m les empujamos en el culete para que "naden" hasta el borde, todos han aprendido a agarrarse y subirse.
También les cogemos de una manera específica por la cabecita como sostén y ellos van moviendo brazos y piernas, algunos, sobre todo las niñas, van realmente avanzadas y se mueven con bastante coordinación.
Otro ejercicio es sostenerles sólo de un axila, e ir cambiando, así podemos ir guiando los movimientos en brazos y pies.

Equilibrio, el niño apoya las plantas de sus pies en las plantas de nuestras manos y les vamos elevando, intentando que se quede de pie fuera del agua (para esto hay que tener también bastante fuerza en los brazos si tu peque pesa mas de 14kg).

Circuitos, colchonetas sobre el agua por las que hay que ir andando, túneles para cruzar gateando, obstáculos a esquivar y saltos, muchos saltos al agua, se les empuja al borde, pasan por unos aros, lleguan a la colchoneta y a cruzar la piscina corriendo sin caerse, es una pasada.
La monitoria es la mar de ocurrente, coge 4 churros y 4 colchonetas y monta unos circuitos que ojalá aguantaran mi peso.

Juegos, como ya son niños de 18- 36 meses interactúan entre ellos, así que hay muchos juegos en grupo, donde aprenden a compartir el material de clase, a guardar después de jugar, esperar su turno, etc.

http://www.spaziofitness.net/pages/cursos/matronatacion


Bajo agua, así fueron sus primeros meses, inmersos en líquido anmiótico, el agua fue su medio natural, por lo que desde la primera clase ya les meten bajo agua, esto no ha variado mucho, nunca por mas de 1 segundo, este año 2 segundos. Los antiguos alumnos se lanzan solos, les gusta y ya han aprendido a no tragar agua, algunos saben salir un poco a la superficie, otros se hunden y tardan mas, no se les deja mas de 2-3 segundos sin sacarles, es muy importante.

El último día empezamos a tirarnos al agua con ellos y al salir a la superficie había que mostrar la mejor de las sonrisas, para que sientan que es divertido, intentad sonreír a vuestro hijo recién salidas del agua con la máscara de pestañas metiéndose por tus ojos con el agua de piscina, yo creo que tengo que dar un montón de miedo XD. (Nota: desmaquillarme antes de ir a natación).

Aunque empecé diciendo que no aprenden a nadar, lo cierto es que si que van aprendiendo los movimientos, coordinación y un poco de flotabilidad, soltura, la mayoría son atrevidos de más. Algunas niñas ya "nadan" lo que pasa, que a pesar de no hundirse y nadar unos segundos solas por la superficie de la piscina, aún son incapaces de nadar con la cabecita por fuera, aún así a mí me asombran.

Pirata no es de los mas sueltos a la hora de "nadar", está en un término medio, pero si es cierto que ha avanzado mucho, en equilibrio y fuerza si es de los primeros, ha estado "entrenando" todo el verano, está lustroso pero apretado, delgado, pero macizo y es un niño de espalda ancha, como yo.

Lo mas importante es que le encanta, si por él fuera iría cada día, siempre me pregunta: ¿piscina agua patos niños? la cara de decepción cuando no toca es un poema, esos días vamos a la piscina de la terraza, que es de juguete pero amplia para ambos, y está bien como premio de consolación, no sé que va a ser de mí cuando acabe el verano...

¿Os gusta la matronatación? ¿la conocéis? ¿vais o pensáis ir? Sin duda, si puedes, te lo recomiendo.

17 de noviembre de 2015

Guardería VS Mamá

Pirata tiene 20 meses y no va a guardería, eso ha hecho que inesperadamente todo el mundo opine al respecto y a mí ya me de un poco igual.

Las escuelas infantiles, para mí, son una herramienta realmente útil, ya sea por necesidad, por gusto o convicción. Una gran ayuda en caso de precisarlas, pero no son imprescindibles para el niño si para sus padres no lo son.
Allí aprenden, están cuidados por profesionales, reciben muchos estímulos, están con muchos niños, se lo pasan bien.
A ti, te dejan tiempo libre, para trabajar fuera o dentro de casa y si por las tardes libras, puedes estar mas tranquila y disfrutar del peque. Lo sé.


Iba a explicar aquí mis motivos de porqué no le llevo a guardería que son tan básicos como que por ahora no nos hace falta esa ayuda, pero hace dos domingos, tras un almuerzo con disparos a matar por parte de mis cuñadas (que si los llevan o llevaron a guardería) y escuchar cosas como que no se va inmunizar y será enfermizo después, que se quedará detrás en el cole, que será menos inteligente, que no será sociable, que será dependiente y llorón, que es estrictamente fundamental llevarles por su bien, tachándome de egoísta o sobreprotectora y hasta de mala madre...
Yo decidí escribir esto en mi muro del face (si, muy madura yo, jajaja) en vez de mandarlas a la M.

"¿Por qué no te llevo a la guardería?
Porqué para mí no hay mayor satisfacción que enseñarte y que me enseñes. Números, colores, sonidos, canciones, formas...
Has aprendido a comer y beber solo, a pintar, bailar y cantar. Acuarelas, plastilina, puzzles, recortables y todo tipo de manualidades.
Porque por suerte conoces muchos amigos y prim@s con quienes socializar, vamos al parque, playa, piscina, talleres, títeres, excursiones, de tapas, de compras, viajes...
Porque estás con muchos nenes y adultos, tal vez mas que si estuvieras en la guarde. Eres listo, sano, fuerte, sociable, independiente y muy cariñoso.
No vas porque me puedo dar el lujo de ser espectadora de tus juegos con los otros niños y no perderme nada, tengo el tiempo y me sobran las ganas, allí hay expertas en niños, pero yo soy experta en tí.
Así cuando me dicen que en la guardería es donde te enseñan a comer, pintar y jugar con mas niños... ¡Eso ya lo haces! ¿Antes de que existieran las guarderías éramos todos gilipollas  tontos, o qué?

No todas las madres pueden dedicarse a la enseñanza de sus peques 24h: trabajo, obligaciones o la necesidad de descansar, para eso están las guarderías, para ayudar y que puedan disfrutar de sus peques mas y mejor, pero yo no necesito esa ayuda por ahora.
¡Tengo mucha suerte! Y la voy a aprovechar.
La guarde es genial y son estupendas sustitutas de la enseñanza y el cuidado que da una madre o padre, si hiciera falta irías y se que te encantaría, pero teniendo a la original, ¿para que dejarte con sustitutas? han tenido que formarse bastante para hacer lo que por instinto sabemos hacer todas las madres, cuidar, enseñar, estimular, proteger...
Ahora puedo disfrutarte y da igual las chorradas y juicios que deba de escuchar, como que llevarles a guardería es "fundamental".
Fundamental es si no se puede hacer o se puede y no se quiere, pero PUEDO Y QUIERO."
(esto iba dirigido a una de mis cuñadas en particular).






Para mí es todo un reto, algo que necesitaba hacer, ya que desde que nació no he tenido a nadie que me ayude mas que mi marido, que siempre está trabajando, ni un minuto lo hemos dejado con nadie, sin estar yo cerca, por lo que he tenido que espabilar muy mucho para seguir haciendo vida, con niño incluido. Necesitaba probarme. Y me doy un aprobado medio por ahora, aunque cada vez se me da mejor, ¿eh?.

A favor

Tengo la suerte de que todo mi entorno mas cercano tiene niños de mas o menos su edad.
Mi hijo está en contacto directo con muchos niños a diario y también con adultos, por lo que recibe muchos estímulos y de paso yo también, porque en realidad sigo aprendiendo a ser madre cada día y tengo el privilegio, no de aprender solo con mi hijo, sino con las experiencias de otros padres de mi entorno y de sus peques también. Para mí es el paraíso estar rodeada de niños, creo que no hay nada que me llene mas de vida.

Pirata cuando le dan juego se olvida de mí, coge de la mano a quien sea y él se va a jugar, y a mí me deja pasmada mirando, desde lejos, miro como se relaciona con otros adultos (amigos y familiares, claro) y niños, de paso, pues mira, descanso un ratito, a ver si viene pronto de visita su padrino que es maravilloso con Pirata!!! (tanto que temí que a la hora de irnos a casa prefiriera quedarse con él, por suerte le entraron ganas de tetilla y mi orgullo maternal quedó intacto, jajaja)

Mi niño es como un gato, sólo se acuerda de volver a mí si tiene hambre, sueño o si está muy aburrido. No es algo que me preocupe por ahora, supongo que es lo normal a su edad, pero al ser tan cariñoso y besucón conmigo, pensé que iba a ser mas madrero, pero no, pasa de mí, ni me extraña  ni nada, supongo que porque tiene la certeza de que siempre voy a estar si me quiere buscar.

Salimos bastante, por tareas relacionadas con trabajo o el hogar, pero también por ocio, como parque, playa (aunque ahora no nos bañamos es agradable ir), matronatación, talleres y todo tipo de eventos infantiles (o no) de los que me entero.
Tenemos campo al que vamos bastante y jardín donde observamos insectos y plantamos flores juntos.

Mi hijo no puede estar encerrado porque empieza a mutar en demonio de Tazmania, con lo que yo muto en niña del exorcista y no es plan que llegue Papá Pirata a casa y se encuentre ese panorama, ¿no? Así que lo que si es necesario para el bienestar familiar es sacarle a la calle.

Reforzar el sistema inmunológico

Mi hijo lleva casi un año sin enfermar, desde que nació ha pasado por dos simples resfriados, ambos por contagio y no creo que esto sea algo malo. Porque no es que haya estado en aislamiento precisamente. Lo que sí considero que es importante es no tenerle encerrado en casa y procurar contacto con otros niños y la naturaleza, aunque claro, a lo mejor da lo mismo y no es tan importante como yo me creo, no soy científica, pero en el caso de mi hijo es una necesidad.

Existen niños fuera de las guarderías, y muchos, oiga. Se puede relacionar y hasta contagiar en mas sitios.
Tal vez la concentración de virus sea menor en calles, parques, piscina, etc, pero los hay.
Si la pilla la ha pillado, es inevitable, pero tampoco me entero de que hay alguien enfermo y corro a visitarlo con el niño... Aquí es donde entra la lógica.

Ha coincidido con niños que estaban malitos y por suerte no se ha contagiado. Le han salpicado de vómitos, le han tosido y hasta algún beso mocoso le han arreado en los morros.

A veces los niños no llegan a mostrar síntomas de enfermedad pero al estar en contacto con ésta, su sistema inmunológico trabaja en silencio, sin que nos enteremos. Exponerlos poco a poco también los hace fuertes, no hay que enfrentarlo a 20 virus a la vez, ya que lejos de lo que piensa mucha gente, eso en vez de fortalecerles lo que hace es debilitarles y aventurarse a que la pillen cada vez antes y mas gorda. Si se puede es mejor poco a poco.
Un niño que jamás ha estado en contacto con otros y sale poco, el día que vaya al colegio las pillará igual que el que las pilló el que fue a la guardería, con la ventaja de que le pillará con un sistema inmune mas maduro. Pero si ha estado en la calle, con familia, adultos, niños, mascotas, tierra, pillará lo que le toque pillar, si se libra de lo de la guardería eso que se lleva. Porque los niños se inmunizan también fuera de las escuelas infantiles.

El mío supongo que no se ha puesto malo por suerte e imagino que la teta habrá ayudado algo.

Mi pediatra me explicó que no porque un niño se resfríe 5 veces al mes se va a inmunizar estupendamente, mas que nada porque hay mas de 200 tipos diferentes de virus del resfriado y porque su sistema inmunitario no guarda memoria eterna, sino, amig@s, de adultos llegaría un punto en que nunca nos resfriaríamos, pero el sistema inmune del niño pasado un tiempo, se olvida de como luchar con ese virus y puede volver a pillar ese mismo resfriado.

Hay enfermedades que pillará y se hará inmune para siempre, de las cuales, la mayoría prefiero que se enfrente a ellas cuando sea un poco mas mayor y mas fuerte, por ejemplo varicela y cosas así.

Así el que se inmunice no es para mí una ventaja de la guardería. Ya se está inmunizando y mucho mejor seguramente.

Aprender
Manualidades de Navidad

Como mi vocación frustrada han sido los peques disfruto mucho enseñándole cosas, de manera espontánea y también organizada. Y aprendiendo yo con las nuevas herramientas que hay hoy día.

En casa, me ayuda a hacer la cama, cada día mejor, menos hoy que se subió encima y no paraba de dar vueltas cual croqueta rebozada. Pasa el trapo al polvo, enciende a Aurelio (robot aspirador), me da los cubiertos del lavavajillas para que los ordene y de paso así ni me agacho.
Hacemos juntos el desayuno, de verme ha aprendido solo, unta la mantequilla en la tostada y todo, con todo me refiero a que también se unta él,¬¬.
Me va dando pinzas para tender la ropa y también me va dando ropa.
Recogemos los juguetes juntos mientras contamos (bueno, yo cuento y él dice los números que le da la gana).
Hasta por debajo pasa el trapo
Es muy marujo al ir a comprar, saluda a las mujeres, les manda besos, le gusta pagar a la frutera con quien se lleva muy muy bien, le gusta elegir la fruta, olerla, tocarla y de paso le voy diciendo el nombre de las frutas y vegetales y lo vamos repitiendo de camino a casa, con los colores igual, y todo lo que vemos. Es un loro.
Pintamos, bailamos y cantamos (aunque él lo haga en otro idioma y baile mejor que yo).
Cuidamos juntos de las mascotas, yo los cuido, él los persigue y les habla a voces, acojonaditos están los gatos, los perros son mas valientes.

Desde pocos meses rodeado de mascotas
Cuidamos de las plantas y cada semana vamos a regar su arbolito. Para nosotros es importante tenerle en contacto directo con la naturaleza y que aprenda a respetarla.

Hacemos excursiones y quedadas con mas niñ@s, invitamos a amiguitos a casa a hacer manualidades ( esto me encanta y parece que a él también, ¡¡¡siiiii!!!) y también vamos de visita.

Los estímulos no sólo están en las guarderías y casi todo lo que pueden aprender allí lo pueden aprender fuera, un niño nunca deja de aprender, son esponjas.

Así que esta tampoco es una ventaja para que decida llevarle.


Para mí la principal ventaja sería tener tiempo para arreglarme mas, para que me cundiera en mi trabajo, para estar mas descansada y cocinar cosas mas complejas. Pero me perdería otras cosas que me gustan demasiado. Lo esencial es sentirse bien y feliz, y si mañana me siento mejor llevándole a la guardería lo haré, porque de eso de trata, no de guardería sí o no. Sino de hacer lo que nos dicte el instinto en ese momento y lo que nos haga sentir mas cómodas.


Mi conclusión final es que la guardería es una gran ayuda opcional, hay profesionales que se han formado para saber cuidar a los niños, estimularlos y educarlos casi tanto como sus propias familias o mas, pero si puedes y quieres estar con tu hijo, te aseguro que no es algo necesario llevarles, se creó para quien la necesitase, no porque sea lo mejor para todos los niños, no lo dudes, lo mejor para tu hij@ eres tú: MAMÁ, puedes enseñarle muchísimo si puedes y quieres,  y si necesitas un sitio casi tan bueno como tú, una guardería es una gran opción que no dudaré en usar cuando me haga falta.






Me interesa muchísimo conocer opiniones, porque claro, yo lo veo desde mi punto de vista particular.

¿Alguna en contra de tenerles en casa? ¿en contra de las guarderías? ¿o todas estáis en el término medio como yo?

29 de enero de 2015

10 MESES COMO 10 SOLES

Sin lugar a dudas estamos en una de las mejores etapas hasta el momento.
No es que las anteriores fueran malas, sencillamente, esta es mejor.
Ya no hace tantas tomas de pecho, come muchas mas cosas y no tan seguido, aunque sigue siendo un tragón, pero ya no le entran esos ataques de hambre a cada instante, también ha aumentado las raciones, pero empieza a volverse mas selectivo.

Hora de comer:
Antes aceptaba todo tipo de alimentos caseros (potitos no quiere).
Todas las frutas, verduras y carnes y no sólo eso, sino mis recetas, fueran como fueran.
A sus 10 meses, ya me va mostrando sus preferencias y aunque sigue siendo de muy buen comer, ahora tengo que esmerarme mas con los sabores, se acabó eso de mezclar verdura sin ton ni son.
Por ejemplo, come guisantes, pero si me paso de cantidad y el puré sabe demasiado a guisante se lo come pero no le hace gracia y acaba dejándose la mitad, así que menos guisantes.
Lo que mas le gusta son las zanahorias y la calabaza, si lleva esos ingredientes, es éxito asegurado.

Ya toma: apio, arroz, brócoli, batata, cebolla, cebolleta, calabaza, calabacín, espinacas, guisantes, judias, maiz dulce, patatas, pasta, puerro,  tomate, zanahoria... (y fijo que se me olvidan muchas cosas).
Hay cosas que toma en mas cantidad y otras que apenas pongo una pizca en cada olla, como el brócoli que para una gran cantidad de  tarritos uso una sola ramilla.
Siempre con su chorrito de aceite de oliva.

De fruta: ciruela, chirimoya, limón, manzana, mandarina, mango, melocotón, melón, naranja, pera, plátano, sandía, uva, etc. Sus favoritos: el plátano y el limón a chupetones limpios.

Por fin me ha aceptado tomar algún yogurt adaptado a su edad.
He incorporado la yema de huevo a su dieta y todo ok.

Hora de domir: 
Las noches estupendas, sin llegar a despertar protesta y pide el pecho, le doy y a dormir, a veces lo devolvemos a su cuna (mas que nada porque tengo la espalda en zig-zag de dormir retorcida con él) y otras sigue amaneciendo en mi cama, que sí, que me encanta, que es muy tierno, pero estoy destrozada, espalda, cintura y grupos musculares y óseos hasta ahora desconocidos por mí.

Hay noches que decido sacrificar el sueño por salvar la columna y me incorporo para darle el pecho y luego lo paso a la cuna, que todavía sigue siendo colecho, bien pegada a la cama, pero al incorporarnos en la tetada y al pasarlo de nuevo a la cuna, se suele espabilar y una vez se agota la teta mágica, llenita de anestesia, toca mecerlo y cantarle un buen rato y si me desvelo yo tardo mas que él en coger el sueño, así que la mayoría de veces sacrifico mi espalda y le doy la teta como pillo tumbados en la cama y dormir dormimos los tres, su padre y él a pata suelta, sin embargo... en nada el jorobado de Notrê Dame y yo igualitos, fijo.

De noche son de 10 a 12h de sueño con sus tomas intermedias, mínimo: 2, máximo: indefinidas.
De día que duerma Rita que el pirata está la mar de activo. Se ve que por las noches recarga bien las baterías y durante el día parece el puñetero conejito de Duracell que dura y dura y dura....
Siestas durante el día... ¿siestas? ¿eso que es? dormir un ratito, ni hablar, para eso ni se molesta en dormir, mi hijo cuando duerme... es como la española cuando besa, y es que duerme de verdad, de día nanai, como mucho media horita y días aislados hasta 2h!!! (pero muy  muy aislados y solo si  madrugó).

Ocio
Le encanta jugar con sus juguetes y todo lo que está a su alcance es "SU" juguete, incluida yo.
Ya me devuelve la pelota rodada sentados ambos en el suelo. Jugamos con puzzles, metemos juntos y sacamos cosas en sus cajas de juguetes (mas bien él saca y yo meto, pero bueno).
Habla con los juguetes cambiando el tono de voz en plan bebé poseído. Algunos juguetes deben de ser medio sordos porque les mete unas voces que no veas.
Puedo dejarlo ratos sueltos dentro del parque y se entretiene bastante, aunque lo que mas le gusta del parque es agarrarse y estar de pie (no se cansa el tío). Hace unos días estaba yo con el móvil entretenida en el sofá y él al lado en su parque llamándome a voces: Tetaaaaa, mamamamamaaaaa, tetetaaaa y yo nada, a mi bola y me lanzó un sonajero a la cabeza!!!! ¡¡¡¡hazme caso mamiiiii!!!!  me dijo con su mirada burlona cuando le miré mas sorprendida que dolorida. Ah y nos ha roto la tablet RIP. Un santo, vaya.

La mayoría del tiempo lo tengo rodando por el suelo de su cuarto en un tatami de estos de puzzle, así suelto, a lo salvaje, se arrastra, se sienta, panza arriba, panza abajo, rueda, lo domina todo, casi todo, porque eso de gatear hacia adelante nada, dos rodillazos y cuando parece que va a arrancar... ¡cuerpo a tierra! y ea, a avanzar a lo militar, en misión especial (recuperación de la pelota).
Hacia atrás gatea de bien mi niño que da gusto, y un poco de miedo, sobre todo cuando me persigue marcha atrás y gira la cabecita, da yuyu, supongo que lo hará para ver hacia donde orienta el culete que lo usa de brújula para orientarse o algo.
Lo que mas le gusta es estar con mas bebés, así que ando buscando clases de lo que sea, taller de cuentos, de música, matronatación.... mas que nada para que se relacione a su antojo y no depender de primos y bebés de mis amigas nada mas, es muy muy sociable, parlanchín y risueño. Simpatiquísimo y cariñoso a mas no poder. (Ains la babita)

Otros cambios

Pequeñitos pero visibles
Se pone de pie y se queda segundos suelto, lo hace muy a menudo, parece que se estuviera entrenando. Da pasos (dos, concretamente antes de caer).
Ya tiene los dos dientecitos centrales inferiores y sabe como usarlos, mis pobres tetillas dan fe.

Le crece el pelo mucho pero por zonas, a lo rebelde, en cuanto haga calor lo vuelvo a pelar, está castaño clarito, un pelo precioso, brillante, suave y con reflejos rubios.

Me ayuda cuando lo cambio y lo visto, levantando las piernas y estirando los bracitos para meterlos en las mangas. Si le doy la servilleta se limpia la boquita, lo malo es que si me despisto se  la come de postre.


Lo que no cambia es que se sigue portando muy bien, tal vez un poco mas travieso, activo e inquieto, pero es normal que lo coja todo a su edad, sobre todo si es peligroso, los bebés tienen una poderosa atracción hacia todo lo peligroso ¿o no?.
Pero puedo ir a cualquier parte con el niño, mientras no tenga hambre se entretiene con cualquier cosa o con hablarle ya es feliz.
En casa es donde mas atareada me tiene porque quiere que juegue con él o que le de teta muy a menudo.

Pesa algo mas de 11,200kg y creo que mide 75cm, no lo sé bien, porque cuando voy a medirlo se mea de la risa y se retuerce, mas concentrada yo, mas risa le da, le dan unos ataques de carcajadas de esos de acabar a lágrima viva y con la cara roja de tanto y tanto reír que a veces me creo que se me va a ahogar. La verdad es que soy un poco "payasita" y siempre hago reír a los enanos, supongo que son secuelas de mis trabajos... cuidadora, animadora infantil (sisi, de esas que se disfrazan y van con coletas y la cara pintada) monitora, etc...

Pues hasta aquí los maravillosos 10 meses, donde nos lo pasamos genial jugando, resignada ya como estoy a que otras cosas no las puedo hacer cuando me de la gana, sino cuando él quiera, así no me frustro y disfruto de él muchísimo hasta tal punto que pocas cosas hay ya que me gusten mas que jugar tirada por los suelos con un bebé y mas si es con el mío.
Por este motivo tras meses y meses de pensarlo, meditarlo y barajar posibilidades.... he (hemos) tomado algunas decisiones....

DECISIONES, si, esa será mi próxima entrada del blog.







29 de julio de 2014

4 MESES

Mi piratilla ha cumplido cuatro meses y aún hay veces que me quedo embobada mirándolo creyendo que estoy soñando.
Pesa 8,200kg y mide casi 68cm. Está muy grande y mi espalda lo nota.
Por lo de la cabecita le sigo tomando mucho en brazos (y por placer, que con lo que pesa ya mismo no podré con él).
En este mes he notado grandes cambios, está mucho mas espabilado, ya no tararea cuando le canto, es él quien canta, a veces antes de que yo empiece a acunarlo, se autocanta como para decirme exactamente lo que quiere, que le cante, y se duerme en un minuto, estoy alucinada y a lo mejor es lo mas normal del mundo, jajaja, pero es que entona y todo. ¿Vuestros bebés cantan? ahhhh ahh mmmm ehhh ahhh mmmm nennn taaaaa.
Otras veces le canto para jugar y también canturrea, o canta él solo en la cuna, se emociona y hasta grititos le mete a la canción (eso me pasa por ponerle Michael Jackson y baladas Heavys). Su vocecilla deja a papis, tíos y abuelos pasmados, una cosita tan pequeña el arte que le pone...
La verdad es que creo que soy responsable, porque me apasiona la música y le canto muchísimo, y le gusta tanto que hay veces que me agoto y pido relevo al papá para que continúe con el concierto.
Ríe, pero a carcajada limpia, casi siempre conmigo y un par de veces con papá (que está verde de la envidia), a veces el sólo hecho de que nuestras miradas se crucen ya le provoca la risa, debo de tener cara de mona o algo, porque es que le llegan a dar ataques de risa¡qué carita tan bonita pone! pareciera que hasta los ojillos le ríen.
Presta atención a lo que le dicen, a la tele, aunque no le dejo mucho que la vea aún y sobre todo a la música, adora que le canten.
En casa es mucho mas dispuesto que en otros sitios, en la calle se corta un poquito mas, aunque se porta muy bien y hasta aguanta estoicamente los pellizcos que le dan en los mofletes sin rechistar, ya protesto yo por él.
Juega, juega mucho, con juguetes blandos y los que hacen ruido, el móvil de la cuna, etc, aunque su principal fuente de diversión después de las payasadas de mamá es su trapillo, el que use en ese momento para limpiarle la boca a él y a mi el pecho cuando mama.
Se vuelve loco con un trapo, se ríe, lo babosea, lo estira, se tapa la cara, tengo que tener mucho cuidado porque trapo que ve, trapo que agarra.
Jugamos al caballito, se sostiene sentado con ayuda y a trotar, le canto la de corre corre caballito y es que se mea, la boca de par en par con una cara de fascinación que me encanta.
Le gusta mucho estar sentado, se agarra fuerte a mis dedos y se sienta con cara de satisfacción, ahora todo son logros y descubrimientos.
Y claro, el clásico de taparme la cara y decirle ¿dónde está mamá? ¡aquí está! da igual cuantas veces lo repitamos, le encanta y agarra el trapo y se tapa, pero aún no sabe quitárselo de la cara, le falta mas habilidad con las manos.
Es muy cariñoso, se acurruca cuando lo tienen en brazos y pone la cabeza para que le den besitos, al pobre lo tengo torturado a besos todo el santo día, le gustan, creo que ya está inmunizado a la madre tan pegajosa que le tocó y fue con besos con lo que descubrí las cosquillas que tiene en los mofletes y el cuello.
Empiezan a molestarle las encías, todo se lo lleva a la boca, lo "muerde" me agarra la mano y a la boca a morderme y oye, esas encías están bien duras, ¿eh?. babea bastante y ha aborrecido el chupe en 3 días, cada vez lo aguantaba menos hasta que ha llegado al punto que si le insistes llora, así que nada de insistirle, chupe guardado y cuando lo quiera ahí está y sino para reciclarlo. Ahora ha decidido que prefiere usar la tetita de mamá para dormirse y de paso toma extra antes de irse a dormir y el chupe... ¡para el gato!.
En lo de glotón no ha cambiado.

Lo de dormir... una maravilla (casi siempre, que también se desvela el muchacho a veces), ya no me levanto de la cama, sólo toma pecho por las noches tumbado en la cama y por fin he logrado quitar mas de un biberón de leche artificial del medio, ya sólo toma 2 a 4 biberones de 120ml al día, el resto del tiempo es pecho, pasa hasta 14 y 15 horas sin probar la leche de lata, ¡qué trabajo me ha costado llegar a esto!.

Se ha dado sus primeros baños en una piscinita y le encanta, el agua le gusta mucho y he decidido que en septiembre nos vamos a apuntar los dos a matronatación a ver si le gusta, ya os contaré como nos va.
Un día me dio por meterlo en la bañera con papá y conmigo y se lo pasó pipa y ya es cosa diaria, chapotea tanto que el agua llega al techo, lo dejo que se agote, cuando se cansa de patalear se gire y busca su teta, mientras papi sale de la bañera y le prepara un poco de biberón.
Se queda relajado y justo antes de dormir lo tumbo en la cama o en el sofá conmigo y teta de nuevo y ahí es donde se queda frito.

Al final no he comprado hamaca, parque ni trona por ahora y lo llevo bastante bien sin estas herramientas, (aunque mi ciática no piense igual) paso todo el día jugando con él o dándole pecho tan entretenida y claro.... después toca hacer las tareas de casa y la compra a la velocidad de la luz porque los días vuelan.



El pirata en su minicuna
Lo que si necesito es una cuna mas grande, porque la minicuna ya casi no le vale (justo ahora que acababa de terminarle el dosel... ,¡¡¡ ha crecido muy rápido!!! La minicuna que tengo en la de Micuna, una cododo, es de co-lecho y nos encanta, he mejorado mucho de la espalda desde que la compré y ojalá la hubiéramos tenido antes. Se regula a la altura de la cama perfectamente, así que cuando toca toma lo arrastro hacia mí y al no encender ni la luz el peque no se espabila (y yo tampoco, así no me desvelo) y se queda dormido mamando, a veces lo devuelvo a la cuna y otras lo dejo conmigo en la cama.

Esta foto es prestada de internet


Ya se le está quedando pequeña así que la usaré como sofá decorativo para su cuarto y cuando sea mas grande como escritorio mini (sí, me costó 300€ pero es preciosa, de madera y tiene mucha vida).
Minicuna convertida en escritorio












Cada mes me parece mejor que el anterior y aunque hay cosas que han sido y son realmente duras y conllevan un gran sacrificio... con el peque he tenido suerte, él es el gran genio, el maestro que me ha ido enseñando a superar los obstáculos que he ido encontrando en la maternidad, sobre todo en la lactancia, informarme me ha servido mucho, el grupo de lactancia, la pediatra, pero al final mi niño es el que tenía las respuestas y las soluciones.
Por cierto... este mes tocan vacunas, en unos días, odio las vacunas....